Acusan alumnos de ICSHu represalias por pedir
cambio de nombre del auditorio Murillo Karam

Estudiantes del Instituto de Ciencias Sociales y Humanidades (ICSHu) de la Universidad Autónoma del Estado de Hidalgo, acusaron haber sufrido represalias y amenazas por parte de las autoridades universitarias, luego de haber pedido el cambio de nombre del auditorio Jesús Murillo Karam.
Dieron a conocer que profesores y coordinadores de licenciaturas han actuado en contra de quienes participaron en la acción del 26 de septiembre, en el marco del octavo aniversario de la desaparición forzada de los 43 normalistas de Ayotzinapa.
A través de un posicionamiento, los alumnos de la máxima casa de estudios de la entidad señalaron que los directivos del instituto los han acusado de violentar la normatividad interna de la universidad y amenazado con darlos de “baja definitiva”.
“Desde estudiantes organizados del ICSHu nos posicionamos completamente en contra de la represión que recibieron las y los compañeros, en ningún momento se incitó a que el estudiantado no asistiera a clases, se hizo una invitación para todos lo que pudieran y quisieran asistir, en ningún momento se realizaron actos vandálicos o se utilizaron los espacios del instituto para fines inadecuados, cuando se intervino el auditorio, la subdirectora estuvo presente y nos permitió el acceso, en ningún momento se ha difundido ningún tipo de información falsa para desacreditar a nadie y nunca se ha querido dañar la integridad de ninguna persona perteneciente a la universidad”, escribieron en el desplegado.
El 26 de septiembre pasado los estudiantes realizaron un acto simbólico en el auditorio Murillo Karam, donde colocaron hojas con el rostro impreso de los estudiantes desaparecidos la noche del 26 de septiembre de 2014 en Iguala, Guerrero, y veladoras, con la supervisión y autorización de los directivos. Además, previamente se reunieron en unas de las escaleras del instituto para leer un posicionamiento y pedir de nueva cuenta que se le cambie el nombre al aula en honor al imputado por los delitos de desaparición forzada, tortura y contra la administración de justicia por el caso Ayotzinapa

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

A %d blogueros les gusta esto: