Estímulos fiscales especiales para el desarrollo de sociedades cooperativas

Las sociedades cooperativas son un motor económico para dar soluciones innovadoras y flexibles a desafíos complejos de las comunidades como son la generación de empleo, la aportación al desarrollo de las comunidades y el acceso de la población a distintos servicios y productos que mejoran su nivel de vida.
Así lo manifestó la diputada del Partido Acción Nacional, Gloria Romero León, quien indico que en México, el crecimiento de las sociedades cooperativas ha disminuido en los últimos años, debido a la capacidad limitada que presentan para constituirse y consolidarse como una fuente de empleos dignos que provea ingresos suficientes a sus integrantes.
Por ello, presentó una iniciativa de reforma a la Ley del Impuesto sobre la Renta y de la Ley General de Sociedades Cooperativas, con el propósito de crear estímulos fiscales para fomentar el crecimiento y estimular al sector cooperativo en el país.
Manifestó que en México no se ha logrado generar un entorno favorable para este sector, por lo que es de interés público para el gobierno de México, que éstas empresas crezcan mediante el desarrollo de estrategias que permitan impulsar el sector de la economía social.
En este sentido, la legisladora hidalguense considero que el sector cooperativo podría convertirse en el eje del nuevo esquema de financiamiento, que se requiere para promover la reactivación económica, ya que estas organizaciones juegan un rol indispensable en la inclusión financiera; participan de manera muy activa en la parte de educación financiera y llevan los servicios de ahorro y crédito a lugares donde la banca comercial no está presente, y contribuyen a atender los grandes problemas nacionales como la educación, la pobreza y la desigualdad social, entre otros.
Romero León indicó que en países como Canadá, Alemania, Francia y España las sociedades cooperativas tienen un tratamiento tributario diferenciado, sobre la premisa de que este tipo de organizaciones no solo tienen un fin no lucrativo, sino que además hacen una contribución a la sociedad, llevando servicios y productos sociales a las comunidades vulnerables y marginadas.
Dijo que el objetivo de estimular y sostener el desarrollo de una comunidad cooperativa, social y económicamente exitosa a través de estímulos fiscales para aquellas Cooperativas que realicen aportaciones financieras en fondos para el desarrollo de las mismas.
“Si el monto contribuido es de 100,000 pesos o menos, el crédito fiscal será del 50 por ciento sobre el resultado de su determinación del ISR. Si el monto contribuido es de 100,001 a 300,000 pesos, el crédito fiscal será del 36 por ciento sobre el resultado de su determinación del ISR. Si el monto contribuido es de 300,001 a 500,000 pesos, el crédito fiscal será del 28 por ciento sobre el resultado de su determinación del ISR y así sucesivamente”, preciso la diputada Gloria Romero

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

A %d blogueros les gusta esto: