El Vaticano inició la tercera etapa de la vacunación contra el covid-19 en los mayores de 60 años y otras personas vulnerables ante el virus, anunció este miércoles el portavoz de la Santa Sede, Matteo Bruni. Entre los pacientes que recibieron la tercera dosis están el papa Francisco, de 84 años, y el papa emérito Benedicto XVI, diez años mayor que el pontífice, informa la agencia EFE.

Para su campaña de vacunación, que empezó a mediados de enero pasado, el Vaticano adquirió alrededor de 1.000 vacunas a la compañía farmacéutica Pfizer. El papa Francisco ha recalcado en varias ocasiones la importancia del proceso de inmunización para proteger a las naciones y para que el mundo deje de ser una “fea pesadilla”.

Por Admin-Web

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *