El dirigente de la Unidad de Riego de Francisco I Madero, Fernando Sánchez Reyna, acusó que el bloqueo que realizaba campesinos del módulo de riego, se ha transformado en conflicto interno y se ha tomado como pretexto, la falta de agua.
Explicó que el bloqueo que mantiene un centenar de ejidatarios de este módulo, ha ocasionado problemas sociales, debido a que el transporte público no puede circular en el lugar, lo que afecta gravemente a los estudiantes y a los trabajadores.
Además, aseguró que por esta situación se han registrado ya algunos accidentes, entre estos la volcadura de un automóvil particular a un canal, así como también una pipa de combustible, quedó atascada en un camino vecinal.
Indicó que originalmente los campesinos, habían pedido la dotación de agua, ya que aseguran que hay suficiente para todos los campesinos, sólo que esta se reparte de manera inequitativa. Esto dijo, es totalmente falso ya que en el país y en el estado hay una crisis hídrica.
La petición de agua ha sido tomada sólo como un pretexto para el líder Rubén Angeles, así como la desaparición de la unidad de riego, que actualmente preside Sánchez Reyna.
Explicó que en el municipio se encuentra tanto la unidad como el módulo. Este último fue creado durante el sexenio de Vicente Fox Quesada, donde se les otorgó un título de concesión con un determinado tiempo para aprovechar las aguas residuales, en tanto que la unidad se rige bajo el decreto porfiriano, en el cual pueden hacer uso del agua de manera indeterminada.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

A %d blogueros les gusta esto: