El dinero cada vez rinde menos, expresan consumidores que viven el “día a día

El Banco de México, dio a conocer que la inflación en México, durante el mes de octubre y sobre todo en la primera semana, tomó un respiro, una estabilidad; sin embargo, el incremento de los alimentos llegó a un nivel del 8.42 por ciento.
Para los comerciantes y consumidores de Tulancingo, los paquetes antiinflacionarios no han surtidos los efectos esperados por el presidente de México Andrés Manuel López Obrador, los cuales fueron anunciados durante los meses de mayo y agosto, ya que los precios de los productos básicos siguen al alza y el dinero literalmente no rinde, esto de acuerdo con entrevistas que Ruta realizó en el tianguis de ayer (jueves).
Algunos comerciantes dijeron estar a expensas de diferentes condiciones, especialmente el clima y los proveedores, que no pueden mantener los precios fijos en lo que implica la canasta básica, aunque la intención sea buena.
En tanto, amas de casa y en general los consumidores, manifestaron que literalmente tienen que estirar el gasto y en muchas ocasiones no les alcanza para adquirir lo necesario para la despensa.
De los 40 productos que integran la canasta básica, la Procuraduría Federal del Consumidor (Profeco) solo incluye 24 en estos planes: Arroz en grano, aceite de canola o maíz, atún en lata, azúcar morena, bistec de res, cebolla, chile jalapeño, chuleta de puerco, frijol en grano, huevo de gallina blanco, jabón de tocador, jitomate saladet, leche, limón, manzana, naranja, pan de caja, papa, papel higiénico, pasta para sopa, pollo entero, sardina en lata, tortilla de maíz y zanahoria.
Por su parte el Consejo Coordinador Empresarial, indicó que el Plan contra la Inflación del Gobierno Federal, podría reducir hasta un 20 por ciento algunos productos de la canasta básica, que con esta nueva iniciativa cuesta surtirla alrededor de mil 200 pesos.
De octubre de 2020 a octubre de 2022, de acuerdo con cifras del INEGI, la inflación pasó de 4.090 a 8.410 por ciento.
El Instituto Nacional de Estadística y Geografía (INEGI), se encarga de esta medición a través de una encuesta de ingreso y gasto de las familias, a nivel nacional para saber qué es lo que más se consume.
Una vez identificados los productos, se recopilan los precios. La información se compara quincenal, mensual y anualmente, para saber cómo han variado los precios en dichos periodos.
Con estos datos, el Banco de México implementa las medidas necesarias para controlar la inflación, ya que es el encargado de regular la cantidad de dinero que circula en el país.
Finalmente, se informó que la Junta de Gobierno del Banco de México decidió incrementar en 75 puntos base el objetivo para la Tasa de Interés Interbancaria a un día, a un nivel de 10.00%, con efectos a partir de hoy (viernes) 11 de noviembre.
Los indicadores disponibles anticipan una expansión moderada de la actividad económica mundial en el tercer trimestre, aunque las perspectivas para 2023 han continuado deteriorándose.
La inflación global se mantiene elevada y persisten riesgos al alza, si bien las presiones sobre los precios de los bienes

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

A %d blogueros les gusta esto: