Capilla de Santa Ana Hueytlalpan cumple 200 años

La capilla de Santa Ana Hueytlalpan, perteneciente al municipio Tulancingo, este martes cumple el bicentenario de su existencia.
Si bien no existen muchos datos sobre su creación, de acuerdo con el cronista de la Arquidiócesis de Tulancingo, José Natalio Ortega Rodríguez, esta edificación es al estilo de la orden de los Franciscanos lo cual se justifica con sus retablos.
El entrevistado, agregó que aunque este espacio no está considerado como iglesia, sino como capilla, encierra una gran historia.
Por ser paso obligado entre Tulancingo y diferentes localidades tanto de las sierras Otomí-Tepehua, Norte de Puebla y la Huasteca Baja de Veracruz, es muy conocida y emblemática.
Además -indicó- el lugar ha sido testigo de capítulos grandes capítulos de la Historia de México, como la Independencia, la Invasión Francesa y Revolución Mexicana, entre otras.
Santa Ana Hueytlalpan, pertenece al municipio Tulancingo, es una de las 12 localidades indígenas donde principalmente se habla el otomí y con más de 5 mil 200 habitantes, se encuentra celebrando su feria anual, entre sus tradiciones que conjugan la evangelización católica durante 200 años y sus usos y costumbres.
Por su parte el presbítero de lo que en algún tiempo también fue considerada como ermita conserva aún parte de su edificación original
La veneración a la señora Santa Ana, santa patrona de Hueytlalpan, surge en Europa, específicamente en Sevilla a finales del siglo 13.
Se desarrolla fundamentalmente a partir de la baja edad media con abundantes ermitas e iglesias, y a la llegada de los españoles, quienes edificaron iglesias al por mayor se establecieron en este territorio que anteriormente formaba parte del Estado de México.
La feria de Santa Ana Hueytlalpan, comenzó el viernes anterior y concluye este martes

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

A %d blogueros les gusta esto: