Sin respetarse acuerdo económico para control de precios en básicos

El Paquete contra la Inflación y Carestía (PACIC), para garantizar los precios justos en 24 productos de la canasta básica, anunciado por el presidente de México, Andrés Manuel López Obrador, a inicios del pasado mes de mayo, no ha funcionado porque de acuerdo con amas de casa, algunos comestibles han aumentado considerablemente sus precios.
Samuel Cruz, dirigente del Tradicional Tianguis de los Jueves, dijo que los precios no se pueden mantener estables, ya que todo gira con base a la oferta y la demanda.
Como ejemplo -citó-, al aguacate que durante este año su precio ha ido al alza, hasta llegar a más de 100 pesos el kilogramo.
Luis Cruz Ricaño, quien se dedica a la comercialización de cítricos y todo tipo de frutas, atribuyó estos incrementos a las condiciones climatológicas, que repercuten en la producción principalmente en huertos del estado de Veracruz.
“Muchas personas tienen la creencia, que por la pandemia se ocupa más limón para remedios caseros o para consumirlos con miel, pero básicamente las cosechas no han sido como en otros años, lo cual obliga a los cosecheros a incrementar sus precios y los intermediarios también, es como una cadenita”.
Agregó que cuando los comerciantes de Tulancingo llegan a proveerse a la Ciudad de México, se percatan que de un día para otro, los precios aumentan y muy pocas veces disminuyen.
“No se pueden sostener los precios de la canasta básica durante seis meses y ya van dos, a menos de que el señor presidente también les diga a los productores que los sostenga. Debemos estar conscientes, que si al productor se le hace buen tiempo tendrá buena cosecha, pero si las condiciones son adversas, tendrá pérdidas”.
Jorge Arroyo García, ex subsecretario de Finanzas del estado de Puebla y académico en la facultad de Economía de la Benemérita Universidad Autónoma de Puebla (BUAP), dijo que históricamente acuerdos o convenios de esta índole no han funcionado, ya que todo gira con base a la ley de la oferta y la demanda.
De acuerdo con el Gobierno de México, la canasta básica se integra por frijol, arroz, azúcar, harina de maíz enriquecida, aceite vegetal comestible, atún, sardina, lenteja, leche fluida, en polvo y sus derivados; chiles envasados, café soluble, sal de mesa, avena, pasta para sopa, harina de trigo, chocolate, galletas, jabón de lavandería, jabón de tocador, papel higiénico, detergente en polvo, crema dental, carne de res, pollo, tostada, pan, huevo, pescado seco y agua purificada.
De igual manera, puré de tomate, frutas deshidratadas, concentrados para la elaboración de bebidas, gelatina, garbanzo, chícharo y soya, frutas y verduras; ajonjolí, chía y amaranto y pilas.
Así, algunos de los productos que han visto incrementados sus precios en forma abrupta, en los dos últimos meses, son: el aceite 1,2,3, que de 39 pesos pasó a 46 o 48; el huevo, de 38 a 49 o 50 pesos y el pan Bimbo blanco, de 38 subió a 42

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

A %d blogueros les gusta esto: