Tras los recientes acontecimientos en Santiago de Anaya, por la caída de una carpa mientras se celebraba la Feria Gastronómica, misma que dejó como saldo una mujer fallecida y más de 10 lesionados, el director de Protección Civil de Tulancingo, Jesús García Ávila, comentó que la estructura tubular y enlonado, que fueron habilitados para las jornadas de vacunación anti-Covid, en la explanada de la presidencia municipal, son objeto de supervisiones frecuentes.
El 1 de febrero, una racha de vientos registrada en Tulancingo, derribó la estructura montada en el citado lugar, lo cual obligó a las autoridades a reprogramar la inmunización para el grupo etario de 40 a 49 años. Por fortuna el día que ocurrió este imprevisto no había personas en el lugar.
“Fueron vientos inusuales en la región y aunque contamos con una estación meteorológica, no nos apareció esta ráfaga para su medición y a partir de este momento, se reforzaron todas las medidas y se implementaron aditamentos especiales para en caso de que ocurriera otro hecho similar”.
El entrevistado, dijo también que colocaron algunos bidones y anclas adicionales para sujetar la estructura y soportar las lonas.
En los lugares donde se llevan a cabo algunos eventos, primero realizan una revisión física y ocular, para indicar las mediadas que se deben de tomar.
Por ello, en el caso de la explanada de la presidencia, antes de que inicio la jornada de vacunación se realiza este tipo de protocolo para evitar algún incidente

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

A %d blogueros les gusta esto: