Coloca Parroquia de Los Ángeles mega ofrenda a fieles difuntos

La Parroquia y Santuario de la Virgen de los Ángeles, por primera vez, instaló una magna ofrenda a los muertos en la capilla abierta, la cual estará disponible al público en general hasta el martes 2 de noviembre, a las 19:00 horas.

Jessica Alfaro y Gandhi Maqueda, servidores de la parroquia, informaron que esta ofenda, es resultado de la iniciativa de los feligreses que vienen y que quisieron manifestar su religiosidad popular y su vida de fe por un lado, y por otra parte, el espacio que brindaron el Padre Arturo y el Padre Joel, que vieron una buena iniciativa y decidieron hacer el mago altar, la maga ofrenda de muertos.

Jessica Alfaro,  explicó que para lograr esta magna ofrenda, se necesitó del apoyo de la comunidad parroquial, a quienes se les convocó 15 días antes para aportaran fruta, comida, papel picado, veladoras y flores, entre otros productos, y respondieron muy bien, por lo que agradecen su ayuda y disposición.

Subrayó que es la primera vez, que se hace una ofrenda magna y la primera vez, también, que se hace en la capilla abierta, ya que anualmente se realiza al interior del templo, a los pies o a un costado del altar.

“Este año, el padre Arturo tuvo a bien direccionar el esfuerzo de los servidores y se pensó en que la parroquia abierta tuviera realmente una practicidad, una utilidad y proyección, además, debido a la pandemia, hemos recurrido a lugares abiertos para mayor seguridad y mayor ventilación”.

Gandhi Maqueda, detalló que las fotografías en la ofrenda de los siete sacerdotes obedece a que fallecieron en este 2021 por Covid-19  o por otra causa, figurando principalmente el padre Primitivo Castilla, cariñosamente conocido como “Padre Primo”, quien es y fue muy querido, no solamente en esta parroquia, sino en Tulancingo y en el estado, donde dejó una huella, por eso no podía faltar.

Los otro seis sacerdotes, explicó el servidor, son el padre Gustavo, quien sirvió muchos años en Xicotepec de Juárez, Puebla; el padre Filiberto Gutiérrez, que laboró muchos años en Tecocomulco y  sus cenizas están aquí; el Padre José Jorge García, quien sirvió últimamente en Cuautepec, pero había estado en Tizayuca, Ahuazotepec.

Otro de los sacerdotes honrados, continuó Gandhi Maqueda, es el padre Lázaro Martínez, quien estuvo en Tlaxco, en la sierra poblana; el padre Germán Gallegos, quien sirvió muchos años en Pachuca y estuvo hace tiempo en la capilla de La Merced y fue el rector del Seminario Arquidiocesano, y finalmente el padre Francisco, que fue un sacerdote que sirvió en Epazoyucan.

Finalmente, los servidores de la parroquia informaron que este 2 de noviembre, después de la misa de las 07:00 pm, se sale a procesión y se hace una última oración solemne por los difuntos y al final de la oración, se hará la repartición de toda la ofrenda, por lo que todos los que participen en la misa están invitados y podrán llevarse algo, porque esta ofrenda significa compartir, hacer comunión con todos, con todas las personas de buena voluntad.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

A %d blogueros les gusta esto: