INFUSIÓN DE LECHUGA

La lechuga es sin duda la principal protagonista de nuestras ensaladas, desde la más humilde aliñada con aceite y sal, sola o con tomate, a la más sofisticada. Y es que marida estupendamente con toda clase de ingredientes culinarios como huevo, pollo, jamón, atún, pasas, piñones, nueces, mango, aguacate, manzana, zanahoria… y hace de las ensaladas toda una experiencia mezclando hojas de distintas variedades de lechuga, con canónigos, rúcula, berro y escarola.

No es apta para congelar, debido a su gran contenido en agua, pero nos durará una semana en el frigorífico si la sacamos de su envoltorio y desechamos las hojas en mal estado.

Desde la edad media se conocen las propiedades medicinales de la lechuga. Un herbolario inglés llamado Culpeper, recomendaba combinar su jugo con aceite de rosas con el propósito de contrarrestar el dolor de cabeza y al mismo tiempo inducir el sueño.

Según este autor, los efectos sedantes de la lechuga se podían comparar con los del opio, pero claro, esta no producía la serie de emociones que despertaba este último.

En el pasado la lechuga se utilizaba para poder tratar el dolor general, como ejemplo, los soldados romanos la llevaban siempre consigo en sus bolsas para poder soportar el dolor que sufrían luego de combatir con el enemigo.

Asimismo, se ha comprobado que la lechuga sirve como terapia de apoyo para el asma y la diabetes y también para tratar la tos nerviosa, resultando también muy útil para aliviar dolores crónicos.

Ayuda a eliminar los líquidos retenidos por su efectodiurético y está indicada en casos de cistitis, cálculos renales, hipertensión, obesidad, edemas, etc. Ayuda a regular los niveles deazúcar en sangre.

Se dice que las propiedades de la lechuga se concentran en sus hojas y por eso su infusión tiene varias aplicaciones curativas y usos medicinales. Para prepararla solo se necesita hervir en un litro de agua cien gramos de estas hojas las cuales estén previamente lavadas y desinfectadas.

Ya que se cuente con la infusión hay que dejarla reposar diez minutos antes de tomarla. La recomendación de su consumo es de máximo tres tazas diarias.

Esta bebida suele ser un gran sedante, sobre todo si las personas se encuentran en periodos de estrés prolongados entre otros beneficios antes mencionados, así que les invito para aprovecharlos, es por Salud y Más…hasta la próxim@. 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

A %d blogueros les gusta esto: