Riesgo latente por posible desprendimiento de grandes rocas del cerro de La Cañada

A más de un año de que el entonces titular de la Secretaría de Desarrollo Urbano, Obras Públicas y Medio Ambiente, Erick de Jesús González García, anunció la construcción de un muro de contención, nada se hizo y persiste el riesgo de deslizamiento de grandes rocas, que pudieran desprenderse del cerro de la colonia La Cañada, como ocurrió a finales de mayo de 2017.
El 17 de julio de 2020, el ex funcionario de la administración que presidió Fernando Pérez, dijo que los trabajos a emprender generarían soluciones análogas para casos similares al que se presentó en ese sector de la ciudad.
Sin embargo, a la fecha, ninguna autoridad de la presente administración ha dado respuesta respecto a la continuidad de los trabajos para contener las piedras que pudieran desprenderse, ya que el riesgo es latente para éste y otros sectores, que se encuentran al margen de la zona montañosa de la Faja Volcánica Transmexicana, también conocida como Eje Neovolcánico.
De acuerdo con un dictamen emitido por el Centro Nacional de Prevención de Desastres (CENAPRED), en las colonias La Cañada e Hidalgo Unido, observaron que existe una alta propensión a la caída de bloques de roca y viviendas muy próximas a los cantiles, por lo que se tiene una condición de riesgo muy alto.
La combinación del grado de fracturamiento de las rocas y la inclinación del terreno, generan una condición de peligro, ya que pueden caer y rodar bloques de hasta siete metros de largo y hasta 2.5 metros de diámetro, capaces de destruir viviendas de mampostería y concreto.
En ese entonces, este organismo sugirió implementar medidas de mitigación como anclas, demolición de rocas y construcción de barreras, pero que podrían significar costos muy elevados, por lo que en estos casos la opción más recomendable, es reubicar a las viviendas para salvaguardar la vida de la gente que ahí habita.
A partir del 29 de mayo de 2017, cuando ocurrió el incidente, se han presentado dos temblores, uno el 19 de septiembre de 2017 y el otro, el 24 de junio de 2021, además de por lo menos 10 tormentas de gran magnitud

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

A %d blogueros les gusta esto: