Masculinidades

En el marco del Día del padre, hoy te quiero hablar de las masculinidades y de cómo es que a partir de la igualdad, al día de hoy ser padre es más padre..

Generaciones antes, la masculinidad y el ser “padre” implicaban mucha rigidez. Es decir, la masculinidad y la paternidad tenía que ser tan notoria y rígida que cualquier característica no estereotipada a lo “macho” o “masculino” hacia del hombre una mujer. Así es, por ejemplo: un hombre que no pareciera hombre, entonces se le consideraba “afeminado”. De tal forma que cualquier hombre tenía una lucha constante con cuidar no dejar de ser hombre. Y en la paternidad y paternaje estas características se asentuaban; un padre amoroso era considerado un padre débil; y así muchas generaciones de hombres se vieron limitados a la expresión de sentimientos hacia sus hijos e hijas.

Recientemente con los movimientos de igualdad de género; muchos hombres comenzaron a no sentirse identificados con la educación “machista” que vulneraba la masculinidad y limitaba la paternidad. Y entonces se permitían (algunos hombres) salir del estereotipo y atreverse a tocar lo que por generaciones había sido exclusivo como femenino; todo esto sin el riesgo de dejar de ser “hombres”.

De tal forma que hoy podemos distinguir diferentes maneras de “ser hombre” y una muy marcada diferencia en la partenidad. Son claros ejemplos de cómo las nuevas masculinidades le permiten a muchos hombres una libertad emocional.

Mientras la estructura del “hombre” había sido representada por la fuerza, poder, violencia, la potencia sexual, la carencia de expresión de sentimientos, la superioridad ante lo femenino, el eje de la familia, los privilegios, etc. Hoy se pueden considerar como también características masculinas la expresión de sentimientos, la colaboración en labores domésticas, actividades de cuidado, el interés por la estética, el uso de cualquier color, mostrar signos de debilidad, etc.

La paternidad hoy en día es amorosa, cuidadosa, educadora y entregada.

Felicidades a todos los padres que se dan la oportunidad de ser diferentes a sus antecesores, felicidades porque en tu libertad emocional estas creando nuevas generaciones de hijos e hijas queridxs y cuidadxs.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

A %d blogueros les gusta esto: