Enero, el mes más mortífero de la pandemia; hubo mil 188 muertes

Hasta este momento de la pandemia de la covid-19, enero ha sido el mes más mortífero de la enfermedad en Hidalgo. Mientras que febrero ya registra una desocupación de las camas de hospitales destinadas para atender a pacientes con este padecimiento, de acuerdo con información de la Secretaría de Salud federal (Ssa).
Con base en los comunicados técnicos diarios de la Ssa, desde que comenzaron a registrarse los primeros contagios del nuevo coronavirus en la entidad (19 de marzo) a la fecha, ha habido tres momentos en los que se han acelerado las defunciones. En agosto se reportaron 548 muertes por esta enfermedad, en diciembre 687 y enero 1,188, lo cual representa un incremento del 73 por ciento en comparación con el último mes de 2020.
Por otra parte, en ese mes 7 mil 394 se contagiaron de esta enfermedad en la entidad. Es por eso que hasta este primer día de febrero, ya suman 31 mil 921 casos positivos y 4 mil 594 defunciones.
A nivel nacional se registraron 438 mil 166 contagios del nuevo coronavirus y 32 mil 729 defunciones. Por lo que ya suman un millón 869 mil 708 casos positivos y 159 mil 100 muertes en todo el país.
En este contexto, el gobierno estatal regionalizó la pandemia en la entidad y clasificó a 33 municipios en color rojo del semáforo epidemiológico de esta enfermedad, donde suspendió las actividades no esenciales, pero 10 días después la Ssa decretó color rojo en todo el estado, debido al aceleramiento de contagios del virus SARS-CoV-2.
Asimismo, el viernes pasado Hidalgo no logró bajar a color naranja, por lo que continuará así hasta el próximo 14 de febrero.
A pesar que enero ha sido el peor de los 10 meses que va de la pandemia en la entidad, febrero comenzó con una tendencia a la baja de la ocupación de camas destinadas para pacientes contagiados del nuevo coronavirus.
De acuerdo con las autoridades de la Ssa, este lunes la ocupación de camas generales de hospitalización es del 74 por ciento y las que tienen ventilador del 55, mientras que el domingo era de 77 y 57, respectivamente.
Mientras que a nivel nacional la disponibilidad se mantuvo en sus mismos niveles, del 56 en camas generales y del 52 las que tienen ventilador, que son para pacientes que su estado de salud es crítico

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

A %d blogueros les gusta esto: