Hidalgo a punto de regresar a semáforo rojo de alerta máxima de contagios

Con 59 por ciento, Hidalgo escaló al quinto lugar de las 32 entidades federativas en ocupación de camas de hospitalización y se ubica en el lugar nueve con el 37 por ciento de ocupación de camas con ventilador, cuya  tendencia es que a partir del 23 de diciembre se ubique en alerta máxima de contagios.
De no estabilizarse los casos y defunciones por COVID-19 en la entidad, podría transitar al semáforo epidémico color rojo lo que significa que se permitirán únicamente las actividades económicas esenciales.
Con el objetivo de bajar la curva de contagios, la Secretaría de Salud federal urgió a la población el cumplimiento de cinco reglas, entre ellas pidió a los ciudadanos quedarse en casa, si no es necesario salir, si es indispensable que salgas, recomendó usar cubrebocas y mantener la sana distancia.
También instó a no realizar fiestas, posadas, tampoco reuniones con amigos o familiares, las compras solamente las deberá realizar solamente una persona en el hogar, y en caso de ser positivo a COVID-19 recomendó aislarse por 15 días.
Ante el incremento de casos y defunciones en el estado, María Concepción Carmona Ramos, directora  de Políticas y Estrategias en Salud Pública adelantó que el gobernador del estado Omar Fayad en próximos días anunciará las medidas restrictivas necesarias para efecto de contener la pandemia.
Aclaró que las medidas que aún se encuentran analizando se aplicarán principalmente en las regiones con mayor transmisión de contagios por esta enfermedad, como son Pachuca, Tulancingo, Mineral de la Reforma, Tula entre otros.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

A %d blogueros les gusta esto: