LAS TUMBAS DE SAN MIGUEL

“Si vas al campo donde los muertos reposan ya.

                 Busca mi tumba que allí solita la encontraras.

                 Llévame flores, muchas gardenias y un rosal,

                 Que sean violetas y no me olvides y nada más.”

                                                                    Cuando Dos Almas.  

         La tumba es el espacio de nuestra última morada donde los restos de los cuerpos descansan ya, una cámara pequeña, donde  reposan los difuntos. Las tumbas, las sepulcros, fosas o nichos son el lugar donde podemos recordar  y  honrar a nuestros muertos.

      “La tumba puede ser una pequeña cámara o edificación donde se deposita a un difunto, puede hallarse totalmente bajo tierra, en un cementerio o una iglesia o en una cripta que es una fosa subterránea de roca, habitualmente…”

     A través de la historia muchos sepulcros  se han consideraron monumentos artísticos e históricos. Adjunto a estas tumbas se alzaron hermosas esculturas de cantera y mármol blanco que son testimonios de una época, cultura  y costumbres de la población.  En los siglos XIX y XX  en la mayoría  de los cementerios, se levantaron estas esculturas funerarias en los estilos Neoclásico y Art- Nouveau.

     Es preocupante que estas figuras actualmente hayan desaparecido y  los restos se encuentren arrumbados en  algún rincón del cementerio, en otras tumbas las lápidas y los elementos ornamentales han sido remplazados; el mármol por granito, la cantera por el cemento y mosaicos de cocina o baño, el hierro fundido y el hierro templado en las rejas y capillas fueron sustituidos por aluminio dorado, todo en conjunto hacen que los cementerios modernos den un aspecto feo, amontonado y desordenado, como en el Panteón de San Miguel de Tulancingo, basta darse una vueltecita para observar la destrucción, las tumbas de personajes tan importantes como las del Dr. Luis Ponce y del Lic. José María Lezama han sido olvidadas y retiradas de su lugar original  

   En comparación el Panteón Francés en la CDMX y el Panteón Inglés en Real del Monte se consideran unos de los  más bellos de la República Mexicana, se han conservado la mayoría de los sepulcros  a pesar del tiempo transcurrido.  Esperamos que en Panteón de San Miguel se rescaten y conserven las pocas tumbas  catalogadas como monumentos artísticos. Hasta el próximo viernes.       

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

A %d blogueros les gusta esto: